Calle de Mira el Sol

Calle de Mira el Sol

Placa de la calle de Mira el Sol

Calle de Mira el Sol

Esta calle de Mira el Sol, ubicada entre las calles de Embajadores y Ribera de Curtidores, tiene relación con las anteriormente comentadas calles de Mira el Río (Alta y Baja).

La tradición cuenta que, tras las copiosas lluvias entre octubre de 1439 y enero de 1440, el 2 de febrero amaneció con un sol radiante. Los madrileños, si unos meses antes comentaron la fuerza con que bajaba el río, esta vez exclamaron con alegría “¡Mira el Sol!“. Las plegarias que se hicieron a la Virgen de Atocha parece que hicieron efecto. Entonces era habitual sacar en procesión a las imágenes para pedirles que lloviese, que volviese el buen tiempo o que se apagasen los incendios… La Virgen de Atocha, cumplido el trabajo, pudo volver a su capilla desde la iglesia de Santa María, donde se encontraba.

Actualmente, esta calle es una de las más típica del Rastro madrileño, donde se localizan los puestos de venta de hierros, piezas de máquinas o trastos aparentemente inservibles.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s